Comprar acciones de Sacyr Por que y como hacerlo

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    2do lugar! Gran corredor!

Comprar acciones: ¿Cómo y donde hacerlo? Guia completa 2020!

¿Estás pensando en comprar acciones, pero no tienes claro cómo hay que hacerlo? En ese caso, estás en el lugar indicado, porque tenemos una completa guía donde explicamos todos los detalles. ¡Sigue leyendo y entérate de todo!

¿Qué son las acciones y por qué debería invertir en ellas?

Antes de hablar de cómo comprar acciones, puede ser inteligente hablar de qué son exactamente y por qué suele ser una opción inteligente a la hora de invertir. Así que… ¿Qué son exactamente las acciones?

Al fin y al cabo, todo el mundo habla sobre las acciones, y todos hemos visto la Bolsa alguna vez en la tele, pero no siempre nos termina de quedar claro qué es eso de las acciones y de la Bolsa.

Pues bien, es muy sencillo: Las acciones son títulos de propiedad sobre parte de una empresa. Es decir, si una empresa emite 1.000.000 de acciones, cada acción es un título de propiedad sobre una millonésima parte de la empresa.

Parece muy poco, pero, si te paras a pensarlo, si una empresa tiene 100 millones de beneficios al año, son 100€ al año que te tocan… ¡Porque eres propietario de la millonésima parte de los beneficios!

Esto es importante entenderlo: Tener una acción no es algo etéreo. Da derechos reales. Tener una acción te da derecho a cobrar dividendos y te da poder de decisión sobre la empresa, así como ciertas condiciones preferentes en algunas circunstancias.

Evidentemente, si solo tienes una acción, no vas a poder cambiar la dirección de una empresa. Pero sí es cierto que, aunque solo tengas una acción, sigues teniendo derecho a parte de los beneficios (en el caso de que la empresa reparta dividendos).

Además, tú puedes hacer lo que quieras con ese título de propiedad sobre la millonésima parte de la empresa. Puedes alquilar tu acción, puedes venderla, o puedes comprar más a otra persona.

El lugar donde se compran y se venden las acciones es la Bolsa, cuyo nombre completo es “Mercado de valores”. Es decir, un mercado donde se negocian valores. Por tanto, la Bolsa no tiene nada de extraño. Es un simple mercado, como cualquier otro al que hayas asistido.

Allí se negocian las partes de las empresas que se plasman en acciones, y tú puedes comprar y vender partes de tal o cual empresa. No tiene mayor misterio.

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    2do lugar! Gran corredor!

¿Y por qué comprar acciones?

Ahora, todavía nos quedaría por responder una pregunta: ¿Y por qué querría comprar acciones? ¿Qué gano con ello?

Bueno, pues hay dos formas de verlo: Por un lado, puedes comprar acciones como vehículo de ahorro e inversión y como forma de conseguir una renta del capital cada mes, cada trimestre o cada año (a través de los dividendos).

De esta forma, puedes ir engrosando tu patrimonio a medida que vas haciendo crecer tu cartera de valores, y puedes ir viviendo cada vez más de los dividendos que recibes de las empresas de las que eres propietario. No suena mal, ¿verdad?

Por otro lado, puedes comprar acciones como forma de especular en los mercados y, con ello, ganar la diferencia entre el precio de compra y el precio de venta (o al revés) en el corto plazo.

Date cuenta de que las dos formas de verlo son distintas: En el primer caso, estás comprando acciones y guardándolas para vivir de ellas a largo plazo sin tener que trabajar. En el segundo caso haces lo contrario, porque las compras y las vendes continuamente para tener beneficios en el corto plazo.

Ambas formas de actuar son legítimas y pueden permitirte obtener grandes rendimientos (de hecho, muchas personas ganan dinero de la segunda forma, como si fuera su trabajo), y ahorran o invierten para su jubilación de la primera forma.

Pero es importante que entiendas que existen las dos fórmulas y que ambas son legítimas y dan buenos resultados.

Profundizando un poco más en la diferencia

Profundizando un poco más en la diferencia entre las dos orientaciones a la hora de comprar acciones, podríamos destacar los siguientes puntos:

  1. Objetivo: En primer lugar, el objetivo de cada uno es diferente. El inversor tiende a tener como objetivo la jubilación o el vivir sin trabajar, aunque eso requiera tiempo y austeridad. El especulador tiende a tener como objetivo ganar dinero a corto plazo, en poco tiempo y sin necesidad de vivir austeramente.
  2. Mentalidad: La mentalidad del inversor suele ser la del rentista (es decir, vivir sin trabajar), mientras que la del especulador se acerca más a la de un trabajador con muy buenas condiciones (por ejemplo, ganar 6000€ trabajando un par de horas al día).
  3. Plazo: El plazo también diferencia a ambos tipos de personas. El plazo para ver las ganancias de los inversores suele ser muy largo (de décadas), mientras que el plazo de los especuladores es de apenas unos días (un mes como mucho).
  4. Ganancias: Los inversores suelen querer ganancias más reducidas pero constantes en el tiempo (por ejemplo, un 8% anual sostenido durante varios años), mientras que los especuladores prefieren tener periodos de tiempo menores y con mayor varianza (por ejemplo, ganar un 80% un año y ganar solamente un 30% al año siguiente).
  5. Estabilidad: Los inversores, en general, prefieren la estabilidad, no le gustan los cambios y no quieren más riesgo del necesario. Los especuladores, en general, tienen mucho más gusto por el riesgo y no tienen problemas en que sus ingresos varíen mucho y tengan poca estabilidad en su cuenta de resultados.

Como decíamos, no tienes por qué adscribirte a una única de estas fórmulas. De hecho, como hemos comentado, es muy normal que los traders inviertan lo ganado comprando y vendiendo a corto plazo en otros vehículos de inversión más a largo plazo.

¿Cómo comprar acciones?

Ya hemos explicado que tienes dos formas de comprar acciones: La del inversor a largo plazo y la del especulador a corto plazo. Ahora, vamos a ver cuáles son los mejores medios y los mejores productos financieros para cada opción (así, tanto si te atrae más ser inversor como ser especulador, encontrarás la mejor opción para ti).

Aquí tienes las mejores opciones para ponerte en marcha tanto en el campo de la inversión a largo plazo como de la especulación a corto plazo:

Comprar acciones como inversión a largo plazo

A la hora de comprar acciones como forma de invertir a largo plazo, lo que tienes que hacer es… Comprar las acciones.

Sí, sé que parece que no digo nada con eso, pero es importante mencionarlo, porque la forma de “comprar acciones” para especular es no comprándolas (sí, es un poco lioso, pero ya lo entenderás cuando pasemos al siguiente apartado).

De momento, lo que tienes que entender es que, si quieres invertir a largo plazo, debes asegurarte de que lo que estás comprando es el título de propiedad sobre una parte de una empresa, no un producto derivado.

Esto puedes hacerlo a través de prácticamente cualquier bróker tradicional (probablemente, tu banco te ofrezca la posibilidad de abrir una cuenta bróker si le preguntas).

El problema de este tipo de compra de acciones es que, en general, las comisiones que cobran los brókers son muy altas. Por ejemplo, para comprar un paquete de acciones pueden cobrarte varias decenas de euros.

Esto no le hace gracia a nadie, pero si tienes en mente comprar esas acciones y mantenerlas en tu cartera durante los próximos 20 años, pues no es demasiado importante (sí lo sería si quisieras ponerte a especular con las acciones, como veremos en el siguiente apartado).

Pero, más allá de eso, si quieres invertir a largo plazo, esta es la forma correcta de hacerlo, porque tienes la posesión directa de la acción, y esto te da derecho a cobrar dividendos (además de ir construyendo poco a poco un patrimonio).

Naturalmente, para esto, debes hacer una buena selección de compañías, porque si compras empresas que no tienen una buena perspectiva de revalorización, puede que no vayas construyendo un patrimonio, sino perdiéndolo.

Es por ello que muchas personas optan por no crear por sí mismos sus carteras, sino dejar que dejan que un experto lo haga por ellos. Generalmente, esto se hace a través de fondos de inversión.

¿Cómo elegir el mejor fondo de inversión? Pues no hay claves mágicas tampoco aquí (de hecho, hay más fondos de inversión que acciones cotizadas, por lo que no es fácil elegir).

Nuestra recomendación es que elijas aquellos fondos que entiendas lo que hacen, que lleven más de 10 años operando y que hayan tenido buenos rendimientos anuales en ese plazo (la cantidad de fondos que cumplen estos tres simples criterios son un porcentaje reducido, te lo aseguro).

Ahora bien, esto es solo si te interesa invertir a largo plazo y tener un buen ingreso constante dentro de, digamos, 30 o 40 años. Si quieres obtener beneficios a más corto plazo, esto no te sirve.

Comprar acciones para ganar a corto plazo

Visto cómo invertir a largo plazo en acciones, podemos pasar a hablar de cuál es la mejor fórmula para operar y hacer trading con acciones, de forma que puedas conseguir ingresos en el corto plazo.

En este caso, tenemos que prescindir de la idea de comprar las acciones directamente. ¿Por qué? Por la sencilla razón de que, como hemos dicho, comprar y vender acciones tiene comisiones implicadas que hacen que los beneficios de la operativa desaparezcan.

Por tanto, tenemos que optar por un derivado financiero que nos permita operar indexados al precio de la acción, pero no operar directamente con el título de propiedad. Esto suena raro, pero es muy sencillo y hay muchos productos que lo hacen (opciones, warrants, futuros, forwards…).

Por nuestro lado vamos a elegir los CFDs, que son el producto más popular para operar con acciones sin poseerlas realmente, y el que más ventajas y beneficios aporta a los inversores particulares.

¿Y cuáles son estas ventajas? Pues, entre otras, las siguientes:

  1. Sin comisiones: El hecho de no tener comisiones permite que la operativa a corto plazo se vuelva rentable. Si tuvieras que pagar comisiones por compra, por venta, por mantenimiento, por custodia… ¡No sería posible obtener beneficios! (Y, sí, todas esas comisiones las pagas en el bróker tradicional).
  2. Posibilidad de ponerse corto: Otro punto muy importante en el campo de los CFDs es que te permiten ponerte corto. Esto significa que puedes apostar no solo a que una acción va a subir, sino también a que va a bajar. De esta forma, tú puedes ganar incluso cuando el mercado está en una tendencia bajista (esto no se puede hacer comprando acciones al modo tradicional que hemos explicado anteriormente).
  3. Posibilidad de apalancarse: Los CFDs también ofrecen la posibilidad de apalancarse. O lo que es lo mismo, ofrecen la posibilidad de “endeudarse” con el bróker para invertir más de lo que se tiene… ¡Pero sin poner en riesgo más dinero del que tienes en tu cuenta! Esto permite que tus ganancias se multipliquen (aunque también tus pérdidas, claro).
  4. Más activos: Otro punto importante de los CFDs es que puedes especular no solo con acciones, sino también con muchos otros tipos de activos (materias primas, pares de divisas, ETFs, índices…). Esto es muy importante, porque te permite aumentar la probabilidad de ganar dinero al tener una mayor cantidad de mercados a tu alcance.
  5. Herramientas de análisis integradas: Otro punto interesante de operar con CFDs es que los brókers de CFDs suelen ofrecer una buena cantidad de herramientas integradas en sus plataformas para analizar los mercados y la evolución de los valores (algo que muy pocos brókers tradicionales hacen).

Como ves, hay múltiples beneficios a la hora de operar con CFDs respecto a la operativa con acciones del modo tradicional. Por tanto, si quieres comprar acciones para operar en el corto plazo, te recomendamos hacerlo según esta recomendación.

¡No lo hagas al revés!

Quizá te estés preguntando si no se puede hacer al revés. Es decir, comprar acciones a corto plazo para especular con ellas y utilizar los CFDs para invertir a largo plazo. La respuesta es clara: No. No se puede.

Ya hemos explicado que comprar acciones para operar a corto plazo tiene malos resultados, porque las comisiones son muy altas y los potenciales beneficios que puedes obtener se evaporan entre tanta comisión.

Pero… ¿Y por qué no utilizar la potencialidad de los CFDs para comprar las acciones para el largo plazo? Es decir, ¿por qué no aprovechar ese apalancamiento y reducción de comisiones para invertir a largo plazo?

Y la respuesta es sencilla: Porque lo que estás haciendo no es comprar acciones, sino un CFD (un contrato por diferencia). Esto significa que no tienes la propiedad del activo subyacente (en este caso, la acción).

Por tanto, no tienes derecho a cobrar dividendos ni nada parecido, y esto supone un mayor grado de incertidumbre en el largo plazo.

¿Podrías abrir una posición con un CFD y cerrarla años después? En teoría sí, pero es arriesgado.

En cualquier caso, posible es. Es arriesgado, pero no es una garantía de fracaso y de pérdidas como sí lo es operar a corto plazo con la compra real de acciones.

Pero, si quieres nuestro consejo: No te líes. Utiliza la compra de acciones reales para invertir a largo plazo y utiliza los CFDs para operar a corto plazo.

¿Qué acciones puedo comprar usando CFDs?

¿Y qué acciones puedes comprar usando CFDs? Pues prácticamente cualquiera que te interese, aunque es algo que depende mucho del bróker de CFDs que utilices. Cada bróker puede darte acceso a diferentes acciones de diferentes mercados.

En general, es fácil que, en cualquier bróker, encuentres CFDs de las siguientes acciones:

Comprar acciones de Sacyr: ¿Por qué y cómo hacerlo?

Si estás pensando en comprar acciones de Sacyr, es importante que leas detalladamente este artículo. Esta empresa española tiene su sede en el Paseo de la Castellana (Madrid), especializada en la construcción, en la gestión de infraestructura y de servicios. Sería fundada en el año 1986 como “Sociedad Anónima Caminos y Regadíos”, aunque terminaría por cambiar su nombre finalmente a Sacyr en 1991. Es considerada como una de las mayores empresas de construcción de España. Aquí indicamos algunas de las claves para comprar acciones de la entidad.

¿Es el mejor momento para comprar acciones de Sacyr?

Una pregunta muy complicada de contestar. Lo cierto es que, por muy buena salud que tenga la empresa, podría ser un buen momento o no para comprar acciones. Cómo no sabemos cómo estará el mercado para cuando leas este artículo, te indicamos dos recursos para que sepas como estudiarlo por ti mismo.

El análisis fundamental estudia ciertos criterios como los márgenes de beneficios, el precio, la forma en la que está operando la competencia…

También tenemos el recurso del análisis técnico, que, a diferencia del análisis anterior, estudia los factores relacionados tan solo con el precio de los activos en cuestión: tendencias, cambios, etc.

¿Se le puede sacar partido a las caídas del mercado (tendencias bajistas)?

Si, pero para ello nos tendremos que olvidar de los brókers de siempre, y apostar por los brókers online. Con ellos podemos sacar beneficio aunque las acciones caigan en picado.

Para ello, podremos ejercer el recurso de ponernos cortos, lo que indica que se podrá proceder con la venta de un determinado activo aunque no lo tengamos en nuestro podemos. Para jugar esta carta, nos tendremos que comprometer a comprarla más adelante (preferentemente cuando el valor de la misma sea más reducido).

Formas para comprar acciones

Podemos comprar acciones siguiendo varios procedimientos. El modus operandi habitual es tramitar la gestión mediante nuestro banco, lo que facilitará el proceso al máximo. No obstante, la alternativa más recomendada son los brókers online.

La ventaja de apostar por este tipo de bróker es que nos dan la opción de apostar por CFDs. Estos mecanismos nos permiten ejecutar el recurso del apalancamiento de 10 a 3000; En palabras más sencillas, tendremos la posibilidad de invertir una cantidad reducida, de unos 30€, pero al mismo tiempo tendremos capacidad para hacer operaciones por valores de hasta 3000e.

Si ya te has decidido a apostar por CFDs, existen dos plataformas que se diferencian claramente de los demás, por lo que deberías de apostar pro ellas:

Mi Primera Compra De Acciones, Paso A Paso

9 enero, 2020 5 marzo, 2020

Aún recuerdo mi primera compra de acciones, fueron unas acciones del Banco Santander y las compré en uno de los peores momentos, prácticamente en máximos…¡¡Que recuerdos!!
Si como a mi, el mundo de la Bolsa te llama la atención, es posible que estés deseando realizar tus primeras operaciones en Bolsa, pero no sabes por donde empezar.
Te estarás haciendo las preguntas típicas ¿Como se compran acciones? ¿Cuanto dinero necesito para empezar? ¿Que acciones compro? ¿Puedo comprar las acciones que quiera? ¿Hay un mínimo de acciones para comprar? ¿Cuanto dinero se puede ganar comprando acciones?
Para los más novatos, como lo era yo en aquel momento, la primera compra de acciones es todo un acontecimiento y no exento de muchas dudas, y no precisamente por el precio de la compra, que yo pensaba en aquel momento era genial, si no por que no estaba muy seguro de lo que estaba haciendo.

Índice del artículo

¿Como se compran acciones?

La primera duda de todo el que empieza, es como acceder al mercado, como se compran acciones ¿Donde están las acciones?
En la actualidad, las típicas Bolsas, en la que la negociación se hacía en corros, ya no existen. Los edificios se han quedado como exposición, para albergar oficinas y los servicios informáticos con los que realmente se realizan las negociaciones.
Toda la negociación bursátil se realiza a través de Internet, y necesitas un Broker que te proporcione acceso a ese mercado.
El Broker es un intermediario, habitualmente empresas especializadas, que por una comisión, compran y venden acciones en tu nombre.
Para comprar y vender acciones, tienes que abrir una cuenta con un Broker y conectarte a su plataforma.
Todavía se pueden mandar ordenes por teléfono, la mayoría de los Brokers las aceptan, pero suele ser un servicio más caro.
Lo más barato, cómodo y rápido, es poner una orden de compra de acciones, en la plataforma de tu Broker.
Hay muchos Brokers que te proporcionan acceso al mercado de acciones, y otros, al mercado de derivados financieros: Cfds, futuros, opciones…de momento, lo que te recomiendo es que empieces comprando acciones. Es lo más sencillo, y lo menos peligroso.
Puedes ver todos los Brokers analizados en el Blog: Aquí.
También es posible que tu Banco tenga servicio de Broker. En este caso te puede servir, aunque suelen ser servicios más caros, menos especializados y con menos mercados disponibles para operar.
Sin embargo, para tus primeras operaciones, ganarás en comodidad. No tienes que mandar dinero de una cuenta a otra, lo tienes disponible en tu banco para operar cuando quieras.
Cuando realizas una compra de acciones por Internet, tienes la ventaja de realizar la operación cuando quieras, aunque sólo se ejecutará cuando el mercado esté abierto.
Puedes comprar acciones el domingo por la mañana en tu casa, pero sólo se podrá ejecutar la orden el lunes, cuando abran las bolsas.
Te muestro una operación de compra de acciones, con el Broker Naranja, de ING:

Abriendo la plataforma del broker

Esta operación, es desde mi plataforma del Broker Naranja. Probablemente no sea el más barato.
El Broker Naranja de ING, fue mi primer Broker. La elección era sencilla, ING es mi banco habitual, y utilizar su Broker era la elección más sencilla. Además, está muy bien considerado por los usuarios…yo también estimo que está bien, sencillo, algo caro, pero fiable.
En el resto del post, cuando me refiera al “Broker” me estaré refiriendo como es lógico al Broker Naranja.

Selección de las acciones a comprar

En el Broker Naranja, tengo asociada una cuenta de efectivo con la cuenta de Broker, en la que antes de realizar una operación, tengo que depositar el dinero necesario para realizar la compra. Habitualmente no tengo nada en esta cuenta, ya que prefiero tener todo mi efectivo disponible en la cuenta Naranja, que es remunerada.
En la pestaña lateral del Broker tenemos varias opciones, que podemos abrir al pinchar sobre ellas.
Una de ellas es “Mi cartera”, que de momento no vamos a tocar, ya que no tenemos acciones compradas, ni tampoco tenemos ninguna operación pendiente. La que vamos a abrir es la pestaña “Acciones”, para realizar nuestra primera compra de acciones.
Ya tenemos abierta la pestaña, y tenemos tres opciones: comprar, vender y como operar.

El Proceso de la compra de acciones, paso a paso

(Paso 1) En el panel central tenemos la cuenta de acciones y la cuenta de efectivo asociada a la cuenta de Broker con el efectivo disponible. ¡¡Ojo!! Podríamos tener varias cuentas de Broker y deberíamos seleccionar con cual queremos realizar la compra (por ejemplo sucedería si los titulares de la cuenta Naranja son dos, pero la cuenta Broker, sólo está a nombre de uno y otra a nombre de los dos, etc…).
Esta situación es extensible para muchos otros Brokers, que permiten tener varias cuentas diferentes, y gestionarlas desde un sólo panel.
(Paso 2) Tenemos un desplegable que como defecto nos propone comprar en el Mercado Español, pero que si pinchamos nos despliega las tres opciones de compra que tenemos con el Broker: Mercado Español, Europeo o Americano.
Pinchamos en Español. En la segunda casilla de este apartado nos dice que seleccionemos el nombre del valor.
En este caso puede resultar un poco confuso y debería haber un desplegable con todas las opciones posibles de compra, pero…Ponemos un valor, por ejemplo Banco Santander y damos a “Actualizar”.
Si hubiera varios valores o posibilidades (por ejemplo cuando hay derechos que cotizan), nos saltaría un desplegable con las distintas opciones. Sólo tenemos que pinchar sobre la que queremos comprar. Automáticamente nos da un montón de información: El precio del último cruce, la variación desde el cierre anterior, el máximo, el mínimo y el volumen que se ha negociado hasta el momento.
De toda esa información la única que nos interesa es el último precio.
(Paso 3) Número de acciones que queremos comprar. Aquí es bastante evidente, ponemos la cantidad de acciones que vamos a comprar. Podemos comprar sólo una, aunque sería anti-rentable, por que las comisiones puede que superen el precio de la acción a comprar.
(Paso 4) ¿A que precio desea comprar? Vaya pregunta, al mejor.
Fuera de bromas, cuando pinchas en el desplegable te da tres opciones: A mercado, por lo mejor y limitada. ¿Recuerdas mi primer artículo?, en el tienes la diferencia entre una orden y otra.
Puedes elegir la orden que mejor se adapte a lo que quieres conseguir, yo mis órdenes, por norma son limitadas, sobre todo por que la mayoría las realizo antes de que empiecen las cotizaciones, a veces incluso desde el cierre de la sesión, cuando reviso mis gráficos y veo que la señal que esperaba se está produciendo.
¡¡Un detalle importante!! Las órdenes de compra a mercado sólo se pueden lanzar con el mercado “abierto” y el mercado abre media hora antes de que empiece la cotización, o sea a las 8:31.
Sólo en el caso de poner una orden de compra o venta limitada, tienes la posibilidad de dejar la orden dispuesta en el Broker hasta que el precio llegue a tu nivel durante 90 días, sólo tienes que especificarlo.
Si en esta casilla no indicas nada, la orden expira al final del día, si el precio no ha llegado al límite que habías marcado.
El último paso es dar a continuar, y tu orden estará en el mercado, pendiente de que el precio que has fijado se cruce con otro de venta.
En la pestaña «mi cartera», ahora si podrás pinchar en las órdenes del día, y si la operación se ha realizado, podrás ver en el histórico la orden ejecutada, el precio, las acciones, etc.

¿Cuanto dinero necesito para operar?

Para empezar a operar, no necesitas mucho dinero. Puedes empezar con una cuenta pequeña, de 500€ o 1.000€, muchos Brokers te permiten abrir cuentas con depósitos mínimos. DeGiro permite abrir una cuenta con 0,10€ (Solo para inversores españoles).
Lo importante, no es sólo cuanto dinero necesitas para empezar a comprar acciones, es cuanto dinero puedes estar dispuesto a perder.
Para conseguir ganar dinero de forma habitual, hace falta algo imprescindible y que nadie tiene cuando empieza: experiencia.
La experiencia se obtiene operando, no hay otra. Los conocimientos si se pueden adquirir, sin necesidad de operar, pero sin experiencia no son del todo válidos.
Mi recomendación es empezar con una cuenta pequeña, y pensando en no perder mucho dinero. La principal prioridad, y en la que te tienes que concentrar al máximo, es en no perder.
Todo el mundo cuando opera, piensa que hay que concentrarse en ganar. Creo que están equivocados, hay que concentrarse en no perder. Si lo hacemos bien, el dinero vendrá solo.

¿Que acciones comprar?

La cantidad de acciones disponibles para operar es inmensa. Mi recomendación es empezar por acciones de gran capitalización, tipo Blue Chips: Telefónica, Repsol, Inditex…
Es evidente que no todos los momentos son buenos para comprar acciones. Cuando el mercado sube, cualquiera de las acciones mencionadas, tendrá posibilidades de apreciarse, pero si el mercado está bajando, lo mejor es mantenerse al margen. Ya te llegará el momento de aprender a ponerse corto.

¿Cuantas acciones comprar?

Si has abierto una cuenta de 500€ o 1.000€, lo lógico es comprar las que te permita tu cuenta. Otra cosa es que hayas abierto una cuenta con mas dinero, pero para tu primera/primeras operaciones en Bolsa, no te recomiendo operaciones muy grandes.
A medida que coges confianza, empiezas a tener un método y los resultados acompañan, entonces podrás aumentar el tamaño de tus operaciones. Incluso, puede que te pases a los derivados financieros, pero esa es otra historia.

¿Cuanto se puede ganar comprando acciones?

La cantidad de dinero que puede ganar un inversor, depende de su capacidad y del dinero disponible en su cuenta.
Cuando se adquiere experiencia, se puede operar en el lado corto, especulando con la bolsa cuando baja, y en el lado largo, cuando la bolsa sube.
Un trader puede ganar dinero en cualquier circunstancia.
Pero te diré, que cuando estás empezando no vas a ganar nada, lo más probable es que pierdas dinero, por eso te aconsejo que tu cuenta sea pequeña y que te cuides de las pérdidas, más que de las ganancias.
Los mejores inversores de la historia, han conseguido retornos del 20% anual. Un inversor de largo plazo, puede esperar retornos del 6% o 7%, un trader se podría situar en el intermedio, incluso batir de largo a los mejores inversores…pero son la minoría.

El inversor novato y los derivados financieros

Este artículo va enfocado a una primera operación, y a un aprendizaje de la mecánica necesaria para la compra de acciones.
Cuando se empieza se debería operar de contado, sólo acciones. Si empiezas con una cuenta de Cfds, para operar en Forex, Índices o Materias primas, lo más probable es que te quedes sin cuenta antes de 3 meses.
Los derivados financieros son sólo para traders experimentados, que saben de que va el mercado.
Te vuelvo a repetir, para empezar, lo mejor son las acciones y el contado, evita el apalancamiento, aprende, practica, pero no pierdas mucho dinero.

Los mejores corredores de opciones binarias 2020:
  • Binarium
    Binarium

    1er lugar! El mejor broker de opciones binarias!
    Ideal para principiantes! Entrenamiento gratis! Bonos de registro!

  • FinMax
    FinMax

    2do lugar! Gran corredor!

Opciones binarias: estrategias, robots e indicadores
Deja un comentario

;-) :| :x :twisted: :smile: :shock: :sad: :roll: :razz: :oops: :o :mrgreen: :lol: :idea: :grin: :evil: :cry: :cool: :arrow: :???: :?: :!: